¿Cómo es la tarjeta de Medicaid?

Con el aumento de los precios del cuidado de salud y la expansión de las burocracias médicas, es fundamental tener un acceso rápido y fácil a un plan de salud con seguro médico, especialmente para aquellas personas que padecen más de una afección crónica. Esta realidad es más cruda para quienes carecen de los recursos financieros para pagar incluso la atención más básica.

Tú numero de paciente está en tu tarjeta de Medicaid y también lo puedes encontrar después de hacer una cuenta en el sitio web. Es más fácil de lo que parece.

Inaugurado en los años sesenta junto con Medicare, Medicaid comenzó a satisfacer esta necesidad vital entre las personas de bajos ingresos y subempleadas. Aunque no todos los médicos aceptan la tarjeta de Medicaid, muchos sí lo hacen y así ayudan a satisfacer las necesidades de esta población en dificultades a lo largo de todo Estados Unidos. Las claves para acceder a estos servicios cubiertos junto con cómo identificar el número de identificación de Medicaid aparecen a continuación.

¿Qué es Medicaid?

En 1965, el Congreso aprobó nuevas disposiciones a la Ley del Seguro Social para ampliar la cobertura médica ofrecida por el gobierno, de las cuales nacieron Medicare y Medicaid. El primero sirve como programa de seguro de salud para las personas mayores que están jubiladas o cuyos años de trabajo más productivos han pasado. La segunda, por otra parte, está dirigida a quienes carecen de ingresos de subsistencia, reciben algún tipo de asistencia pública o no tienen ningún otro recurso para la atención médica.

Ya que Medicaid es una asociación entre el gobierno de Estados Unidos y el de cada estado, el gobierno federal supervisa el programa a un nivel macro, estableciendo parámetros amplios y niveles presupuestarios. Los detalles de elegibilidad y administración son responsabilidad de los estados individuales.

Puedes solicitar los beneficios de este programa directamente en tu agencia estatal Medicaid o también lo puedes hacer en línea.

¿Cómo funciona el Medicaid?

Las operaciones de Medicaid varían de estado a estado, pero hay grandes similitudes en cuanto a cómo funciona. Medicaid financia a las compañías de seguros privadas para proporcionarles cobertura a los beneficiarios elegibles. La mayoría de estas empresas también mantienen servicios de seguros tradicionales. Los parámetros para calificar como beneficiario incluyen:

  • menores que viven en hogares con un ingreso combinado no superior al 138% del umbral de pobreza;
  • personas embarazadas cuyos ingresos están por debajo del 138% del umbral de pobreza;
  • padres o tutores con ingresos muy bajos según lo determinado por los representantes estatales de Medicaid;
  • las personas de la tercera edad o discapacitadas cuyos ingresos provienen del programa de Ingresos Suplementarios de Seguridad (SSI por sus siglas en inglés).

Una vez que la agencia estatal de Medicaid establece la elegibilidad, los beneficiarios pueden hacer uso de muchos tratamientos médicos a muy bajo costo o gratis: asistencia médica, radiografías, procesamiento de pruebas de laboratorio, atención de enfermería en el hogar, así como servicios de una institución de cuidado para los ancianos. La atención hospitalaria y los servicios en el departamento de urgencias también están cubiertos por el seguro de Medicaid.

Además, una agencia estatal de Medicaid puede optar por brindar una clase de asistencia adicional, como son los aparatos de ayuda auditiva y servicios dentales. Medicaid paga los medicamentos recetados, pero solo en farmacias seleccionadas.

La cobertura de Medicaid puede variar con respecto a tu nivel de ingresos. No importa si no calificas para solicitar la cobertura Medicaid, inténtalo de todas formas porque puede ser que en tu estado sí califiques para algunos beneficios.

¿Cómo saber si me he inscrito a Medicaid?

Los beneficiarios confirmados reciben dos tarjetas que verifican su cobertura. Una es emitida por el estado de residencia e indica que el titular recibe beneficios de salud suscritos por el gobierno estatal. Esta es la tarjeta de identificación de Medicaid.

El otro documento es la tarjeta de la compañía de seguros designada que realmente realiza los pagos en tu nombre. De las dos credenciales, la primera tarjeta contiene el número de identificación de Medicaid. Puede haber varios números en la tarjeta, en cuyo caso el número de identificación es el operativo, es decir, así es como la agencia estatal de Medicaid te reconoce.

¿Qué pasa si mi tarjeta de Medicaid se pierde?

La mejor estrategia es guardar el número en otro lugar, después de recibir la tarjeta, para facilitar su recuperación. Alternativamente, aprenderte el número de memoria puede ser muy conveniente en caso de que se te pierda la tarjeta de Medicaid. Sin embargo, si no lo recuerdas o no tienes un registro al cual recurrir, en algunos estados se puede realizar una búsqueda del número de identificación de Medicaid en línea. Los pacientes pueden crear una cuenta con un nombre de usuario y contraseña para monitorear su actividad o solicitar información.

Otra alternativa es ponerse en contacto con la Oficina de Salud Pública y Bienestar Social más cercana. Pedir una nueva tarjeta de reemplazo también es una forma de recuperar el número.

×