x

¿Es el margen operativo lo mismo que el margen bruto?

Escrito por Nelly Acosta última actualización: December 29, 2018

El margen o ingreso bruto; el margen operativo o resultado operacional; y el ingreso o beneficio neto, son todos medidores del resultado de un negocio en distintos niveles.

  • El margen bruto es la primera medida de eficiencia de un negocio y permite determinar la eficacia de la política de fijación de precios y conocer cómo la gestión está administrando su estructura fundamental de costos, especialmente inventarios y el costo de la mano de obra directa
  • En un segundo plano está el margen de explotación, margen de operaciones o margen operativo como medidor de la capacidad de la empresa para generar beneficios a partir de su actividad primordial o el giro principal de su negocio
  • Finalmente, en la última línea se encuentra el margen neto o ingreso neto, muy apreciado por inversores y analistas de mercado pues representa los excedentes objeto de reparto de dividendos o reinversión en el negocio, e insumo en el cálculo de indicadores como el beneficio por acción o EPS.

Te explicamos la diferencia entre los términos de margen operativo y margen bruto, dejando claro que se tratan de índices o medidores de resultados distintos y muy importantes.

No dejes de leer: ¿Cómo interpretar una tasa de margen operativo?

Margen bruto vs margen operativo

El sitio investopedia.com enfatiza que el margen de beneficio bruto y el margen de beneficio operativo son dos métricas diferentes aunque ambas se usan para medir los niveles de rentabilidad del negocio.

Apunta que la principal diferencia entre ambas radica en que el margen bruto solo reconoce los costos directos o vinculados en primera línea a la producción, mientras que el margen operativo incluye adicional a los costos directos, los gastos generales.

¿Qué es el margen bruto?

El margen bruto equivale al ingreso bruto dividido por las ventas o ingresos. Su fórmula de cálculo es la siguiente:

Margen Bruto = (Ingreso o Resultado Bruto)/(Ventas )

La utilidad o resultado bruto es el primer medidor de eficiencia que se computa en el estado de resultados y corresponde a los ingresos de un período determinado, menos el costo de los bienes vendidos o de los costos variables, como son los materiales directos y la producción o adquisición de productos.

Una vez que se calcula el ingreso bruto, se divide ese monto por los ingresos para obtener el margen bruto. Por ejemplo, una utilidad de 10,000 dólares sobre un ingreso de 30,000 dólares, equivale a un margen bruto del 33%.

El margen bruto es determinante al momento de evaluar la capacidad de una empresa para transformar las ventas en utilidades. El porcentaje real varía basado en los estándares de la industria, política de fijación de precios y los costos directos que la compañía debe afrontar.

Un margen bruto relativamente alto y estable con el tiempo significa que los productos o servicios de las compañías están bien posicionados en el mercado y los costos se encuentran eficientemente controlados. En cambio, un margen bajo significa que para la compañía será difícil poder cubrir los costos fijos y obtener ganancias.

Te puede interesar: ¿Cómo determinar el margen de utilidad bruta de su empresa?

¿Qué es el margen operativo?

El margen operativo equivale al margen de explotación, ganancia neta sobre las operaciones o al ingreso operativo dividido por las ventas. Su cálculo obedece a la siguiente fórmula:

Margen operativo = (Ingreso o Resultado Operativo)/(Ventas )

Para calcular el ingreso operativo, debemos deducir todos los gastos operativos del período partiendo de las utilidades brutas. Así por ejemplo, si tomamos 10,000 dólares en utilidad bruta y deducimos 4,000 dólares de gastos generales operativos, nos deja una utilidad operativa de 6,000 dólares. Después, si dividimos estos 6,000 dólares por 30,000 dólares que totalizaron los ingresos, obtenemos 20% de margen operativo.

Los ingresos operativos representan un cálculo importante sobre el estado de resultados de una empresa, pues evidencian cómo la empresa obtiene dinero de sus actividades comerciales sin la afectación de partidas derivadas de las políticas de financiación como los intereses pagados, la carga impositiva, y más aún, sin la influencia de partidas no operaciones y extraordinarias.

Todas ellas pueden desvirtuar la capacidad de la empresa de generar beneficios a partir del giro esencial del negocio; los márgenes operativos muestran el nivel de eficiencia de una compañía al obtener ganancias en sus actividades genuinas.

Si la empresa genera un buen margen bruto, no obstante los márgenes operativos son bajos, significa que la administración debe mejorar su gestión para aumentar los ingresos operativos o disminuir los gastos operativos, sean generales o administrativos.

Las acciones de mercadeo pueden ayudar a la empresa a incrementar la demanda de sus productos o servicios, aumentar los precios de las ventas y de este modo, elevar los márgenes.

Una adecuada gestión de compras y suministros puede mejorar los precios con los proveedores o la utilización de procesos de compra y logística más eficientes, lo que puede ser de gran impacto para reducir los gastos operativos.

Este artículo fue escrito, editado y revisado exhaustivamente por el equipo de Cuida Tu Dinero con la finalidad de asegurar que los lectores reciban la mejor y más detallada información posible. Para enviarnos tus inquietudes, ideas o simplemente saber más acerca de Cuida Tu Dinero, escríbenos aquí.