x

Costo diferencial vs. costo de oportunidad

Escrito por Macarena Cansino última actualización: May 06, 2019

La acción gerencial requiere de todas tus habilidades para identificar las potencialidades de tu negocio. No sólo respecto a oportunidades de mercado sino también aquellas relacionadas con el manejo administrativo.

Es casi una regla que todas las acciones de tu empresa pretenden minimizar el riesgo de fracaso. Aunque más allá de las dificultades el propósito es maximizar las posibilidades de éxito.

Por esta razón, como gerente necesitas datos y cifras para evaluar diversas estrategias de negocios e identificar opciones. Las alternativas que se presentan servirán para orientar la formulación de estrategias.

El proceso de construir escenarios posibles para tu empresa requiere datos para decidir objetivamente. Mientras mayor sea la cantidad de información que manejes más acertadas serán tus decisiones.

El costo diferencial y el costo de oportunidad son dos enfoques distintos que te ayudarán a comparar alternativas de solución. Administrativamente el costo es uno de los criterios de decisión más utilizados.

Estos conceptos de costo se utilizan para comparar resultados financieros esperados bajo distintos escenarios comerciales. Comprender su aplicación puede ayudarte a tomar mejores decisiones en tu negocio.

Accountingtools.com te ofrece detalles de los conceptos de costo más importantes para apoyar los procesos de toma de decisiones.

Te puede interesar: Ventajas y desventajas del uso de un sistema de costos estándar

Definición de costo diferencial

El costo diferencial es la variación que existe entre los costos de dos o más alternativas de acción posibles. El costo diferencial usualmente es utilizado cuando te enfrentas a situaciones que requieren elegir una opción entre varias disponibles.

Generalmente se dice que los gerentes de negocios deben elegir la alternativa más viable. Esa viabilidad se refiere a la posibilidad de lograr la rentabilidad esperada en la gestión organizacional.

La mayoría de las veces, el costo unitario y el beneficio esperado con los factores que inciden sobre tus decisiones. Estas cifras servirán para visualizar el verdadero impacto de cambios en otras variables.

Con apoyo de la administración necesitas determinar el costo para cada opción, evaluando la diferencia con miras a tomar una decisión acertada. El aspecto más importante es disponer de información precisa sobre los costos de operación.

La variación en los costos totales como consecuencia de un cambio en la gestión de recursos se denomina costo diferencial. El impacto de cada cambio es proporcional a la variación del factor que lo genera.

Este costo diferencial es útil para mostrar la forma como las decisiones afectan la utilidad esperada de un proyecto. En la gestión organizacional este costo diferencial sirve para apoyar el proceso de toma de decisiones.

Cuando el costo total disminuye como consecuencia de reducciones en el volumen de operación se llaman costos decrementales.

Por el contrario, cuando aumentan a consecuencia un aumento en el nivel de operación se denominan costos incrementales.

La diferencia entre el costo de las diversas alternativas que generan beneficios similares servirá para decidir cuál es la mejor opción.

En otras palabras, este costo diferencial muestra el aumento o disminución que provocaría la implementación de cada alternativa. Esto supone que es necesario definir cuál es la base de costos o situación inicial sobre la cual vas a decidir.

Cuando analizamos el área de operaciones de manufactura es importante comprender la relación entre producción y costos. Aplicando de la misma forma el concepto de costo diferencial.

Podrás observar que el costo diferencial corresponde al costo variable para producir las nuevas piezas. Entendiendo que el costo fijo se mantiene constante si no estás produciendo a tu máxima capacidad.

Este hecho nos permite hacerte una recomendación. El criterio para aceptar una orden de producción adicional es que el ingreso esperado sirva para cubrir los costos variables.

Esta regla vale siempre que no cambien los costos fijos. Es decir, que las unidades adicionales puedan producir sin hacer cambios o desembolsos importantes en el sistema de producción.

Cuando cambies tu tasa de costo fijo para cumplir con la orden, la diferencia será parte del costo diferencial. Una vez que evalúes tu nueva capacidad de producción y la tasa de costo fijo, recalcula el costo diferencial

Cuando determines tu nuevo costo fijo, la variación respecto al anterior formará parte del costo diferencial. Para lograr comprender el concepto de costo diferencial, te mostraremos algunos ejemplos de la aplicación del costo diferencial.

Te puede interesar: ¿Cómo calcular el Costo de Oportunidad del Capital?

Ejemplos de costo diferencial

Hagamos un primer ejemplo en el ámbito comercial.

Una de tus tiendas no ha podido alcanzar el punto de equilibrio durante varios meses. Como gerente debes decidir si la cierras de inmediato o la mantienes abierta esperando cambios en los resultados.

Por un lado, cerrar la tienda eliminará la mayoría de sus costos actuales, disminuyendo las erogaciones. Sin embargo, el arrendamiento de USD 5.000 por mes se mantendrá según el contrato durante los próximos seis meses.

Por otro lado, mantener la tienda abierta hasta finalizar el contrato, ocasionará pérdidas netas mensuales por USD 2.000. El costo diferencial resulta de restar ambos costos, en este caso restando USD 2.000 de USD 5.000 se obtiene un valor de USD 3.000.

Estos USD 3.000 se interpretan como el costo adicional en que incurres si no esperas a la finalización del contrato. Las cifras te indican que la operación de la tienda genera algunos ingresos que ayudan a pagar los costos fijos.

Otro ejemplo de aplicación en sistemas de producción también te mostrará el concepto. Un equipo se rompe durante la jornada de trabajo y es tu responsabilidad como gerente decidir al respecto.

Las opciones disponibles son: pagar para arreglar el equipo o comprar uno nuevo. Por ejemplo, vamos a suponer que la vieja moledora de café industrial de la cafetería se rompió.

El técnico de mantenimiento la revisa y te informa que la reparación costará aproximadamente USD 1.000. El proveedor de equipos industriales te ofrece una moledora de café industrial nueva por un precio de USD 3.000.

El costo diferencial entre las dos alternativas es de USD 2.000. De acuerdo con tu criterio debes decidir cuál es la mejor opción.

Si reparas la máquina moledora te ahorraras un desembolso inmediato de USD 3.000 con la consecuencia de que el equipo podría volver a fallar. El costo diferencial te sirve para comparar y decidir el mejor curso de acción.

Definición de costo de oportunidad

Un costo de oportunidad suele expresarse en términos de cuantificación de beneficios esperados al tomar esa opción. Los gerentes pueden enfrentar distintas alternativas de solución que son atractivas y rentables.

Encontrar los costos de oportunidad para cada alternativa hace que las decisiones gerenciales sean más analíticas y menos instintivas, permitiendo compararlas objetivamente cuantificando los beneficios esperados.

El costo de oportunidad mide los beneficios que se perderán si se elige una opción en vez de otra. Se puede decir que es el costo de no tomar una alternativa.

Como gerente tienes que elegir entre opciones que resultan buenas, es necesario calificarlas para decidir cuál es la mejor. Estamos suponiendo que todas generan beneficios cuantificables.

Sin embargo, elegir cuál es mejor entre ellas supone considerar el costo de oportunidad para las otras opciones.

A continuación te describimos algunos ejemplos para comprender el concepto de costo de oportunidad y la forma cómo puedes aplicarlo.

No dejes de leer: ¿Qué es el costo de amortización?

Ejemplos de costo de oportunidad

Te comentaremos tres ejemplos para describir la aplicación de este costo de oportunidad. El costo de oportunidad aparece cuando elegimos una opción entre varias disponibles, esto implica renunciar a otras alternativas.

Veamos el primer ejemplo.

El propietario de una tienda tiene un estante vacío frente al mostrador y desea llenarlo con mercancía. Usualmente el estante es fácilmente visible para los clientes y generalmente compran algo de lo que se exhibe.

El conocimiento sobre precios y costos le permite tomar decisiones que lo favorecen. Tal como lo menciona Medium.com los precios apropiados facilitan el aprovechamiento de oportunidades.

El propietario sabe que si llena el estante con manzanas, sus ventas estimadas para una semana serán de USD 100. Pero, si coloca dulces en el estante él esperaría vender USD 190.

Si él eligiera llenar el estante con manzanas, el costo de oportunidad o costo perdido sería de USD 190. Si escogiera dulces, su costo de oportunidad sería de USD 100.

Un segundo ejemplo:

Analicemos nuevamente el ejemplo de la cafetería. Existe un costo de oportunidad en la decisión respecto al equipo roto.

La opción de arreglar la moledora de café en comparación con la compra de una nueva acarrea efectos adicionales. Es necesario revisar las implicaciones para la decisión.

El análisis correcto sugiere que debes crear una imagen completa de los beneficios y costos que implican las alternativas.

Arreglar la vieja moledora cuesta USD 2.000 menos que comprar una nueva. Sin embargo, la nueva moledora tiene una garantía de seis años.

Esto significa que se espera que la decisión no genere fallas pronto y si ocurren estarán cubiertas por la garantía. Esa garantía por el equipo nuevo protegerá tu inversión por un tiempo mayor.

Como gerente sabes que la vieja moledora se descompone aproximadamente una vez al año. Esas fallas periódicas van a generar costos por mantenimiento durante los próximos seis años.

Según la información histórica estos costos representaran aproximadamente USD 6.000. Si toma la opción de reparar la moledora el costo de oportunidad es de US$ 3.000.

Debido a que perderás los beneficios monetarios que genera la nueva moledora en el largo plazo.

Un tercer ejemplo sería el siguiente:

La empresa Innovation Inc. dispone de espacios de almacenamiento ociosos.

A la fecha el 40% de sus almacenes están vacíos. Otro fabricante le propone que le alquile esos espacios por USD 280.000 anuales.

Simultáneamente el personal de mercadeo descubre un nuevo nicho de mercado, esto permitirá ocupar los almacenes ociosos. El análisis costo - beneficio es necesario para decidir si deberías atiendes el nuevo nicho.

El costo total para el nuevo escenario debe incluir este costo de oportunidad. Además de los costos de operación por la actividad adicional. La empresa dejará de percibir esos USD 280.000 si no toma la opción de alquilar.

Las cifras obtenidas por la administración son las siguientes:

Ventas esperadas al atender al nuevo mercado: USD 2.500,000

Costos totales adicionales

(Materia prima, Mano de obra directa, gastos de

fabricación, gastos de administración y ventas) USD -1.800.000

Costo de oportunidad (alquiler) USD -280.000

Utilidad incremental esperada= USD 420.000

El ejemplo te muestra que aunque el ingreso por alquiler no está registrado contablemente es importante para la decisión. Esta cifra representa un ingreso no percibido.

Para finalizar

La naturaleza de tu negocio te orientará respecto a la importancia que debes dar a los costos diferenciales y costos de oportunidad. En algunos sectores que cuentan con estructuras de costos sencillas es fácil ver la incidencia de los cambios.

En cualquier caso necesitas disponer de una base de información precisa para garantizar la calidad de las estimaciones.

Este artículo fue escrito, editado y revisado exhaustivamente por el equipo de Cuida Tu Dinero con la finalidad de asegurar que los lectores reciban la mejor y más detallada información posible. Para enviarnos tus inquietudes, ideas o simplemente saber más acerca de Cuida Tu Dinero, escríbenos aquí.