x

¿Qué es un gasto fijo?

Escrito por Nelly Acosta última actualización: December 29, 2018

Cuando tomas en alquiler un local con la firme intención de poner en marcha tu emprendimiento y negocias en el contrato con el arrendador un canon de 1,000 dólares mensuales, por ejemplo, contraes la obligación de pagar esa cantidad, independientemente de que no vendas un centavo o que generes ingresos por 100,000 dólares. Esa es la naturaleza de un gasto fijo.

Los gastos fijos, como su nombre lo indica, son erogaciones que tienes que llevar a cabo y no cambian ante las variaciones de los niveles de ventas o producción de un negocio.

En el sentido negativo, los gastos elevados o costos fijos son los responsables de la quiebra o cierre de muchos emprendimientos, pues como se vio en el ejemplo, son compromisos que deben honrarse hayan o no ventas.

Así como los gastos fijos son todo un compromiso al comienzo, si todo marcha bien y se supera el punto de equilibrio, los gastos fijos se convierten en la base para la economía de escala entre ciertos niveles de producción.

Las empresas centran su estructura de costos, tanto en los gastos fijos y los costos variables, buscando un control eficiente de las salidas de fondos, determinando dónde cortar gastos, convertir partidas fijas en variables o viceversa, y de ser requerido, minimizar ambos rubros mediante actividades eficaces.

Estas iniciativas ayudan a los jefes de departamento a evitar pérdidas operativas que sean significativas, como causar fuga de los inversionistas o estragos en las operaciones de la empresa.

Hacemos un breve repaso sobre qué es un gasto fijo y su importancia, y algunos ejemplos.

No dejes de leer: ¿Las facturas de servicios públicos son consideradas costos variables?

Definición de gasto fijo

Un gasto fijo es una erogación o partida de egreso que no fluctúa (o lo hace de forma relativamente lenta) en comparación con otros gastos que una empresa tiene en el mes, incluso ante cambios abruptos en las ventas o niveles de producción.

El sitio Marketing91.com define un gasto o costo fijo como la erogación que permanecerá constante, a pesar de cualquier cambio en el monto de las ventas o niveles de producción. Son gastos que la empresa debe honrar (pagar) aunque haya algún cambio en las actividades comerciales; y son constantes ante ciertos niveles de producción y durante un cierto lapso de tiempo.

Podemos argumentar que la cuantía de los gastos fijos no son correlativos con los niveles operativos de la empresa, por lo que juegan un papel de importancia ya que mal manejados representan un riesgo hasta que el negocio alcance su punto de equilibrio.

Una lista no exhaustiva de gastos fijos comprenderá:

  • Alquileres o canon de arrendamiento
  • Cuotas de préstamos preconcebidos
  • Pago de hipotecas
  • Depreciaciones de activos
  • Amortización de intangibles
  • Pago de primas de seguros
  • Sueldos que no impliquen comisiones
  • Honorarios diversos
  • Pagos al gobierno local
  • Limpieza de instalaciones
  • Contribuciones
  • Servicios públicos
  • Publicidad

No hay que considerar todas las partidas arriba enlistadas como valores inamovibles ante distintos niveles de producción y por largos períodos de tiempo, pues permanecen “relativamente estables” ante cambios considerables de los niveles de operación.

Te puede interesar: ¿Cómo calcular los gastos de administración?

Importancia de los gastos fijos

Para la gerencia de la empresa, analizar los gastos fijos periódicamente es una práctica previsiva, ya que ayuda a la compañía a determinar la cantidad mínima de ingresos que debe obtener para llegar al punto de equilibrio.

En un glosario financiero, el punto de equilibrio se define como un umbral o nivel de desempeño en el que una empresa deja de perder dinero.

Prestando atención a los niveles de gastos fijos, los jefes de las distintas áreas o departamentos pueden identificar aspectos a mejorar para replantear partidas, reducir costos, resolver cuellos de botella, encontrar la manera de atraer más clientes e introducir la tecnología en los procesos internos para acelerar la ejecución de las tareas.

El objetivo final es garantizar que los gastos fijos no agraven un escenario sombrío de pérdida de dinero.

El dinero que gasta una empresa para la fabricación de un producto, por ejemplo, incluye mano de obra y materiales que son dos partidas primarias integrales para el costeo de productos.

Para facilitar el análisis, la contabilidad de costos diferencia entre los costos del producto de naturaleza variable, aparte de los gastos fijos, la mayoría de los cuales forman parte de la sección de "gastos de venta, generales y administrativos" del estado de resultados.

Un liderazgo se basa en la experiencia de los supervisores de producción y gerentes de producto para averiguar las tendencias de costos fijos, eliminar el desperdicio, presupuestar y llegar a formas significativas para reducir los costos, especialmente los fijos.

El seguimiento de los gastos fijos es fundamental, mucho más ante previsiones de caídas en los ingresos o en negocios que recién abren puertas. Dicho desvelo permitirá a la empresa mantener márgenes de competitividad mientras cubre las expectativas de mercado y ventas.

Te puede interesar: Costos fijos discrecionales vs. costos fijos comprometidos

Este artículo fue escrito, editado y revisado exhaustivamente por el equipo de Cuida Tu Dinero con la finalidad de asegurar que los lectores reciban la mejor y más detallada información posible. Para enviarnos tus inquietudes, ideas o simplemente saber más acerca de Cuida Tu Dinero, escríbenos aquí.