¿El banco devuelve dinero robado de mi tarjeta de débito?

Las tarjetas de débito te permiten pagar artículos al instante y sin que tengas que utilizar efectivo, pero si los ladrones consiguen tus datos personales pueden ocasionarte un caos en tus finanzas. Por ejemplo: si te vacían tu cuenta bancaria a través de compras online fraudulentas. En la mayoría de los casos, los bancos te protegen contra este tipo de fraudes y la devolución del dinero es posible siempre y cuando sigas los procedimientos de reporte de fraudes en tu entidad bancaria de manera oportuna.

Revisa tus estados de cuenta bancarios frecuentemente para evitar fraudes.

Los riesgos de utilizar tarjetas de débito

Cuando utilizas una tarjeta de débito, el retiro de dinero de tu cuenta de cheques se hace de forma automática e inmediata. Si reportas una operación fraudulenta o tuviste un caso de robo, el banco devuelve dinero robado. Sin embargo, considera que puede que no cuentes con esos fondos hasta que termine todo el proceso. Normalmente eso implica rellenar un formulario de cargos no reconocidos, entre otra documentación. Si por el contrario este tipo de fraudes aparecen en el estado de cuenta de tu tarjeta de crédito, allí puedes impugnarlos antes de hacer el pago correspondiente.

Consulta también: ¿Puedo presentar cargos si alguien utiliza mi tarjeta de débito?

Plazo de protección contra fraudes

Los bancos pueden tardar en devolverte el dinero que te estafaron hasta dos semanas después de que hayas reportado el robo, pero la política sobre la rapidez con la que te lo reembolsan es diferente en cada banco. Algunos lo hacen tan pronto como les notifican sobre el fraude, mientras que otros esperan hasta completar una investigación y confirmar que en realidad se trata de una estafa. Cuando eres víctima de robo mediante tu tarjeta bancaria, esto puede llevarte a un espiral de cargos por sobregiros y pagos automáticos rechazados con los que también tendrás que lidiar y quizá hasta cubrir con una operación de pago mientras tu banco termina de investigar tu caso.

Responsabilidad por cargos fraudulentos

La legislación federal limita tu responsabilidad por cargos fraudulentos en tu tarjeta de débito a 50 dólares. Para beneficiarte de esta ley debes reportarlos dentro de el tiempo establecido: dos días hábiles siguientes a que aparezcan en tu estado de cuenta. Después de este plazo, tu responsabilidad sube a 500 dólares. Si no reportas el robo dentro de los 60 días posteriores a la recepción de tu estado de cuenta, el banco no tendrá ninguna obligación de reembolsarte tu dinero frente al fraude.

Por eso, considera contar con un sistema de vigilancia de los sistemas de pago, para asegurarte de detectar cualquier anomalía o estafa lo antes posible.

Cómo limitar tu responsabilidad

Muchos bancos te permiten revisar tu saldo en línea. Si haces de esto un hábito diario, podrás limitar tu responsabilidad. Si además implementas un sistema de doble factor de autenticación, haces ver que tomas la ciberseguridad con seriedad.

Si no reconoces un cargo en tu estado de cuenta en línea, llama al comercio para tratar de averiguar más sobre él. Si aun así no lo reconoces, llama al número gratuito de tu entidad bancaria inmediatamente y reporta el cargo fraudulento. También pídele a tu banco que cancele tu tarjeta de débito y que te emita una nueva para evitar que los ladrones continúen usando tu cuenta y de ser necesario, llama a la policía nacional.

Cuando solicites una tarjeta bancaria, pídele a tu institución financiera que te indique cómo inscribirte a sus programas de protección contra fraude y prevención del phishing. Algunos de ellos congelan automáticamente tu cuenta y te piden verificar los cargos si el gasto es mayor a cierta cantidad o si se hace en un lugar inusual, como en otro estado.

×