Cómo obtener un préstamo para construir un garaje

Conseguir el dinero que necesitas para construir un garaje en tu casa puede ser complicado, pues depende de cuánto vale tu casa, tu nivel de ingresos y tu puntuación crediticia, además de otros factores. Aunque no existe un préstamo de construcción especial para construir un garaje como tal, tu proyecto podría reunir los requisitos para conseguir poder participar en algún programa de préstamos del gobierno, sea a largo plazo o a corto plazo. El evaluar la mejor opción que tienes para remodelar o construir un nuevo garaje de acuerdo con tus necesidades te permitirá tomar la mejor decisión.

Hay distintas maneras de obtener los fondos para construir un garaje en tu casa.

Reúne tu información

Para obtener cualquiera de tipo de préstamo, tendrás que demostrar a las instituciones crediticias o a los prestatarios que te pueden otorgar un crédito porque eres un buen candidato, así que prepara la siguiente información para otorgársela a los posibles prestamistas:

  • Número de Seguridad Social
  • Declaraciones de impuestos de los últimos tres años
  • Informe crediticio
  • Puntuación crediticia
  • Último estado de cuenta bancario
  • Avalúo de tu casa
  • Título de cualquier propiedad que pretendas ofrecer como garantía
  • De existir, información del aval o la persona que respaldará tu compromiso
  • Planos y permisos del proyecto, constructor y presupuestos

Puedes darles a las instituciones de crédito tu información crediticia y puntaje al principio cuando se están analizando tus opciones de préstamo para el garaje, pero ellas harán una investigación detallada, que podría modificar tu puntaje, de al menos uno de tus informes de créditos y de uno de tus puntajes crediticios antes de informarte sobre su decisión final. Muchas cosas pueden cambiar entre tu primera reunión con un prestamista y el momento en el que estés listo para firmar los papeles del préstamo, así que las instituciones crediticias querrán tener los datos más recientes.

Solicita un préstamo con respaldo hipotecario

Si has hecho suficientes pagos de la hipoteca de tu casa, si su valor ha aumentado y además diste un enganche, es posible que valga lo suficiente para que consigas un préstamo hipotecario que cubra el costo de tu garaje. La manera en que solicitas y te otorgan un ​préstamo con respaldo hipotecario es la misma que cuando solicitas el préstamo de una hipoteca. Es un nuevo préstamo, pero, como ahora cuentas con una garantía, es posible que sea más fácil que te den esta segunda hipoteca.

Solicita una HELOC

Otra opción de financiamiento es una línea de crédito con garantía hipotecaria (HELOC, por sus siglas en inglés) donde no te compromete a pagar una cierta cantidad por un período de tiempo determinado. Estás pidiendo que te den un crédito por una cantidad específica, pero solo pagarás por los fondos que utilices. Piensa que una HELOC es como una tarjeta de crédito, explica Bank of America. De este modo, no tendrás que pagar intereses por todo tu crédito, sino solo por el monto que utilices.

La HELOC es similar a los préstamos con garantía hipotecaria en el cómo la solicitas y como te la otorgan, además de que ambas opciones son una segunda hipoteca sobre tu casa. Sin embargo, si solicitas nuevos fondos de tu línea de crédito y las tasas de interés suben mientras construyes, es posible que tengas que pagar una tasa más alta por ellos, lo que no sucede en un préstamo con garantía hipotecaria, donde se establece una tasa fija.

El refinanciamiento hipotecario con obtención de efectivo

Wellsfargo.com sugiere que, en lugar de sacar un segundo crédito hipotecario, solicites el refinanciamiento de tu hipoteca actual y negocies una nueva de mayor cantidad que incluya el costo de tu garaje. Esta puede ser la mejor manera de obtener el dinero para tu proyecto si deseas reunir toda la deuda de tu casa en un solo préstamo.

Analiza la opción de un préstamo personal

Si el valor de tu casa no es suficiente o no deseas arriesgarte con una segunda hipoteca, puedes intentar conseguir un préstamo personal; es como solicitar una tarjeta de crédito y no necesitas ofrecer ninguna propiedad en garantía.

Solo necesitarás tener un ingreso anual aceptable que puedas comprobar, un buen historial crediticio y un puntaje de crédito sólido. Y si tienes alguien que pueda firmar y respaldar tu compromiso, como alguno de tus padres, mejor.

Busca préstamos para mejoras de vivienda

Además de las hipotecas tradicionales, existen varias entidades comerciales que ofrecen préstamos para las reparaciones de tu vivienda y que incluyen la mayoría de los criterios que debes cumplir si quieres cualquier préstamo o línea de crédito. Si te interesan, los puedes buscar en línea. El Departamento de Vivienda y Desarrollo Urbano de EE. UU. ofrece préstamos para la mejora de la propiedad del Título I, que pueden solicitarse junto con una póliza de seguro hipotecario de rehabilitación 203(k).

×