Cómo escribir la historia de un negocio

Al igual que las personas, cada negocio tiene una historia única de cómo se convirtió de una idea a una realidad. Puede ser que no consideres que la historia de tu negocio les pueda interesar a tus clientes presentes y futuros, sin embargo, si haces un buen trabajo escribiendo la historia de tu negocio, la puedes convertir en una buena herramienta de mercadotecnia.

Reúne toda la información que te sea posible. Revisa los viejos libros de contabilidad y papeleo, entrevista a los trabajadores y clientes más antiguos y revisa copias de anuncios y campañas de mercadeo antiguas para buscar todo aquello que te refresque la memoria y te ofrezca revelaciones. Utiliza todo el material reunido para escribir la historia, incorpora frases y extractos para que la historia tenga más vida.

Pon la historia en una línea del tiempo cronológica que enfatice los eventos importantes, los logros y los hitos. Utilízala como un bosquejo de la historia. Inclusive puedes utilizar la línea del tiempo en un kit para la prensa.

Comienza escribiendo el principio de la compañía, y menciona qué fue lo que inspiró a los fundadores, porqué escogieron ese negocio, qué tipos de problemas enfrentaron y los obstáculos que libraron. Puedes incluir anécdotas personales, logros importantes, la visión de futuro y hacia dónde va el negocio.

Antes de hacer cualquier tipo de publicación de la historia, recurre a personas fuera de tu compañía para que lean la historia como si fueran posibles inversionistas o clientes, y así darte cuenta si lo que has escrito los hace interesarse en la compañía; si no lo hace, vuelve a hacer la historia hasta que los convenza.

Elige un formato para la publicación. Puedes escoger algo tan sencillo como un folleto que les puedas entregar a tus clientes potenciales y actuales o puede ser un libro encuadernado que utilices para remarcar aniversarios o logros importantes.

Prepara versiones de la historia de tu negocio de diferente extensión y tenlas listas para publicarse; esto hará que incorporar la historia de tu negocio a los planes de mercadeo futuro sea más simple.

×