Gastos operativos vs. gastos de capital

Escrito por Cam Merritt ; última actualización: February 01, 2018
El dinero gastado en plantas y equipos representa los gastos de capital.

Las empresas gastan mucho dinero en un montón de cosas, pero cada gasto generalmente está en una de dos categorías: gastos de operación y gastos de capital. La diferencia se reduce a los gastos del día a día frente a las inversiones a largo plazo. Debido a que estos gastos se controlan de forma diferente en la contabilidad y en el código de impuestos, la mayoría de las empresas tienen un presupuesto de capital separado de los presupuestos operativos.

Tipos de gastos

Funcionamiento de las empresas.

Un gasto de capital es el dinero gastado en adquirir un activo que agrega valor a la empresa. En otras palabras, los gastos de capital son las inversiones. Cuando una empresa compra un edificio, por ejemplo, o la pieza de un equipo, eso es un gasto de capital. Un gasto de funcionamiento, por otra parte, es el dinero gastado para que la la empresa funcione en el día a día. Los salarios de los trabajadores, por ejemplo, son gastos de funcionamiento. Dentro del mundo de los negocios, estos conceptos son a menudo abreviados como CapEx para los gastos de capital y OpEx para los gastos operativos.

Ejemplo

Gastos operativos.

Digamos que una empresa necesita una fotocopiadora. El costo de esta máquina es un gasto de capital. Una vez comprada, la copiadora se registra en el balance de la empresa como un activo, lo que significa que, cuando llega el momento de sumar el valor total de la empresa, este valor aumenta por el costo de la fotocopiadora. Los costos de electricidad que la hacen funcionar, el papel y el tóner que van a hacer las copias son gastos operativos. En el balance, los gastos operativos son esencialmente pasivos, ya que el valor global de la empresa se ​​reducirá por el monto adeudado por los gastos de operación.

Tomando una decisión

Tecnologías de la información.

Algunos gastos pueden ser de capital u operativos, dependiendo de cómo una empresa quiera manejarlos. Bernard Golden de "CIO", una revista para los ejecutivos de las empresas que supervisan las tecnologías de la información, utiliza el ejemplo de un centro de almacenamiento de datos. Una empresa puede comprar un grupo de servidores para manejar sus datos y luego construir un edificio guardar a los mismos. En ese caso, el centro de datos sería un gasto de capital y los costos de funcionamiento serían operativos. O este puede alquilar un espacio en los servidores mantenidos por una empresa independiente. En ese caso, el centro de datos sería totalmente un gasto operativo.

Tratamiento fiscal

Impuestos.

El sistema de impuestos de Estados Unidos trata a los gastos operativos y de capital en forma diferente. Los gastos de operación son generalmente deducibles de la base gravable de la empresa en el año en que los gastos se pagan. Los gastos de capital, por otro lado, tienen que ser "capitalizados", es decir una empresa debe extender la deducción durante varios años. Esto refleja la forma en que las empresas suelen tratar los gastos de capital en su propia contabilidad, es decir como un costo extendido sobre la vida útil del activo, por lo que este no se registra una sola vez.

Sobre el autor

Cam Merritt is a writer and editor specializing in business, personal finance and home design. He has contributed to USA Today, The Des Moines Register and Better Homes and Gardens"publications. Merritt has a journalism degree from Drake University and is pursuing an MBA from the University of Iowa.

Créditos fotográficos

bibliography-icon icon for annotation tool Cite this Article