Objetivos de rentabilidad

Escrito por Tim Brugger ; última actualización: February 01, 2018
Comprender los objetivos de rentabilidad es crucial para gestionar el riesgo.

Comprender cuáles son los objetivos de rentabilidad de una inversión antes de invertir el dinero es un aspecto crítico de reconocer el nivel de riesgo que has asumido. Aunque los objetivos de rentabilidad se pueden establecer de forma muy específica o más general, de cualquier manera esta información sirve como indicador de qué tan agresiva o conservadora es la inversión. Tener una valuación para este indicador clave puede ayudar a los inversores a tomar decisiones más informadas y estratégicas.

Correlación con el riesgo

Para los inversores, en general cuanto más alto es el potencial retorno, mayor es el riesgo de la inversión para lograr esos objetivos. Traduciendo esto en un objetivo de rentabilidad, cuanto mayor el objetivo mayor es el riesgo asociado a ese objetivo. Por ejemplo, si el objetivo de rentabilidad de un fondo mutuo es del 3%, probablemente no es necesario invertir en acciones agresivas para lograr esta meta, lo que indica que se trata de una opción más conservadora. Lo opuesto se aplica para una inversión con una rentabilidad objetivo más agresiva, del 10% anual.

Un objetivo no es una garantía

Una palabra clave que los inversores deben considerar al investigar sobre objetivos de rentabilidad es precisamente esa, "objetivos". Una meta de rentabilidad es un objetivo al que se apunta al gestionar el dinero de una inversión. No confundas un objetivo con una garantía, porque no son lo mismo. Para los inversores, revisar las rentabilidades históricas de la inversión es un buen medio de determinar si el objetivo es factible. Esta es una consideración importante al explorar oportunidades de inversión, esencialmente, se estudia el comportamiento del fondo en relación a su rentabilidad en el tiempo.

Múltiples puntos de referencia

Los puntos de referencia que los inversores usan para sus objetivos de rentabilidad son muchos y son variados. Éstos se pueden relacionar directamente con un índice como el "Standard & Poors" (S&P) 500, un cierto porcentaje sobre el Ïndice de Precios al Consumidor (IPC) prevalente, un índice que se usa para estimar la inflación, o bien un cierto porcentaje por encima de las tasas del mercado monetario. Estos son sólo algunos de los puntos de referencia. Cada objetivo es específico a una inversión en particular.

Los objetivos pueden cambiar

Revisa constantemente tu objetivo de rentabilidad, ya que éste puede cambiar con el tiempo. Los cambios en la economía o en las condiciones de inversión pueden generar alteraciones en la rentabilidad objetivo, información importante para los inversores ya que puede afectar la sustentabilidad de la inversión. Por ejemplo, si el objetivo es igualar las tasas del mercado monetario (un objetivo relativamente conservador) y un fondo asevera que ya no perseguirá este objetivo, esto puede generar un ímpetu para explorar otras opciones de inversión más apropiadas para ajustarse mejor a tus requerimientos de rentabilidad.

Sobre el autor

Tim Brugger has been writing professionally since 1995. He has published newsletters, white papers and informational articles for organizations such as IDS Financial Services, Red Chip Review and Western Independent Bankers. His fiction has also been published online. Brugger majored in business studies at the University of Oregon.

Créditos fotográficos

  • Hemera Technologies/AbleStock.com/Getty Images
bibliography-icon icon for annotation tool Cite this Article