¿Cuál es el criterio para la capitalización de activos fijos?

Escrito por Angie Mohr ; última actualización: February 01, 2018
Hemera Technologies/AbleStock.com/Getty Images

Los activos fijos que también son conocidos como bienes de capital pueden componer una gran parte del balance de una empresa, sobre todo para los fabricantes y los negocios que usan máquinas intensivamente. Dado que los activos fijos pueden durar muchos años a futuro, es importante contabilizarlos de manera correcta, y por esto los principios contables generalmente aceptados en Estados Unidos (GAAP) requieren que se capitalizen y se deprecien a lo largo del tiempo.

¿Qué es un activo fijo?

Jupiterimages/liquidlibrary/Getty Images

Un activo fijo es diferente a un gasto, ya que le genera valor a una empresa más allá del año en curso. Debido a que tiene una larga vida, los GAAP requieren que estos se capitalizen como activo en el balance general y se tenga en cuenta el costo total de los gastos en el tiempo. Otro criterio importante es que un activo fijo es tangible, lo que significa que puede ser visto y sentido. Ejemplos de ellos son los edificios, equipos, mobiliario de oficina y señalización. Los activos de larga duración que no son tangibles incluyen las listas de patentes, el prestigio y los clientes. Estos tipos de activos se contabilizan por separado de los activos fijos.

Vida útil

Kim Steele/Digital Vision/Getty Images

Con el fin de decidir si algo es un activo fijo y sobre el tiempo debe ser depreciado, primero debes encontrar su vida útil estimada. Hay muchas maneras de determinar la vida útil de un activo fijo. Puedes mirar el promedio de vida de otros activos similares, o puedes revisar el periodo de garantía sobre el activo. También considera si es probable que este sea obsoleto en pocos años. Un equipo, por ejemplo, puede durar físicamente más de cinco años, pero sólo puede ser útil para una empresa durante dos o tres años antes de que necesite ser actualizado.

Inclusiones en el costo de capital

Stockbyte/Stockbyte/Getty Images

El costo total de un activo fijo que se va a capitalizar es mayor que el costo de compra. Incluye todos los impuestos sobre las ventas que no son recuperables y los cargos pagados que están relacionados con la compra. También se incluyen los costos de instalación del activo hasta que quede listo para su uso. Por ejemplo, si un equipo cuesta US$25.000 y hubo un costo de instalación de US$5.000, el costo de capital total es de US$30.000. También, si necesitas de servicios jurídicos y de contabilidad para recibir asesoría en la compra, estos costos también deben ser capitalizados.

Costo de recuperación

Jeffrey Hamilton/Digital Vision/Getty Images

Al estimar la vida útil total de un activo, también debes calcular cuánto va a valer la pena cuando haya terminado de usarlo o sustituirla. Si vas a vender tus computadores viejos por US$100 cada uno al comprar los nuevos, entonces US$100 es el valor de recuperación de cada equipo. Al determinar la depreciación de los activos fijos en el tiempo, resta el valor de recuperación del total. En otras palabras, no vas a depreciar el costo total del bien, sino sólo la parte que no se recuperará en la venta.

Este artículo fue escrito, editado y revisado exhaustivamente por el equipo de Cuida Tu Dinero con la finalidad de asegurar que los lectores reciban la mejor y más detallada información posible. Para enviarnos tus inquietudes, ideas o simplemente saber más acerca de Cuida Tu Dinero, escríbenos aquí.

Créditos fotográficos

  • Hemera Technologies/AbleStock.com/Getty Images
Cite this Article A tool to create a citation to reference this article Cite this Article